Los tristes tigres de Cabrera Injante

Han pasado 83 años desde el nacimiento de uno de los escritores más importantes de Latinoamérica y orgullo de Cuba que un 22 de abril de 1929 engendró al ganador del Premio Cervantes y al autor de la recordada novela Tres tristes tigres que salió a la luz en 1964.

Esta novela es una espiral del  juego de la perspectiva, su desarrollo, su unidad. El radicalismo de Cabrera Injante es también una síntesis y una apertura: su novela reconoce el impulso de Lewis Carroll en la fiesta de las paradojas, el paradigma de Joyce en el trastrocamiento de las palabras, la influencia de Borges, en la significación global de los mínimos episodios.

En 1968 publicó en Londres su primera novela de repercusión, Tres tristes tigres —TTT, como él la llamaba—, que originariamente se denominó Ella cantaba boleros

En 1968 publicó en Londres su primera novela de repercusión, Tres tristes tigres —TTT, como él la llamaba—, que originariamente se denominó Ella cantaba boleros

De la primera a la última página esta novela es una conversación, un múltiple monologo. Cabrera Infante ha eludido la novela como construcción para plantearse la novela como río, como flujo libre y libertador. Cabrera Injante es aquí una suerte de Borges sacudido por la risa y el calor. La novela planteada como rio y no como geometría, como tiempo más que como espacio. Tres tristes tigres es también una novela de la lectura abierta. El mundo de la novela ha sido pues forjado como tiempo verbal y como tiempo oral: esta novela es casi una orquesta o banda sonora.

La narración tiende lazos al lector por medio de los personajes que reaparecen metódicamente sobre los personajes femeninos, que son un poco el cerco o el paisaje de la novela, a veces incluso alegóricamente, como la cantante Cuba Venegas, a quien llaman Toda Cuba, o la Cubita Linda. Los personajes de la conversación incesante son, sobre, Arsenio Cué (actor), Silvestre (escritor), Eribó (bongosero), Códac (fotógrafo), y fundamentalmente Bustrófedon poeta oral, centro del calenour y la paráfrasis, que es una leyenda de los otros personajes porque él ha muerto.

En esta poesía del habla figurando la realidad, “la literatura no tiene más importancia que la conversación” y “la Gran Novela del Aire” que Bustrófedon y sus amigos han grabado en una cinta no es otra que Tres Tristes Tigres en cuyas páginas sonoras están los ruidos que son lo que fuimos nosotros de Bustrofedon, núcleo y ley de este mensaje mítico.

Músico, escritor, actor, fotógrafo y el poeta supremo, Bustrofedon, dios y máscara de este parnaso tropical, estos personajes practican sus oficios como otras formas de un mismo exorcismo donde apariencia y realidad se funden o confunden en el mismo sonambúlico presente.

La novela misma puede ser un personaje, como pudo haber sido una epístola. La contradicción no es una categoría estética ni es una categoría vital, tal vez sea simplemente una especie de pacto que hace el mundo con un individuo, y no al revés.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s