Van 60 de los 100 años de soledad

Pocos saben que este año la idea original de una de las mejores 100 obras del siglo XX, Cien años de soledad, cumple 60 años de imaginada por Gabriel García Márquez. En 1952 en un viaje de retorno junto a su madre a su pueblo natal, Aracataca comenzó a idear su mayor obra que saldría a la luz en 1967.

Cien años de soledad quiebra la razón excita la fantasía, trasparenta la sensibilidad, exige el humor, convoca la piedad. La historia de Macondo es la historia del pasado, el fin de un periodo y la vecindad de un tiempo otro, porque el mundo y el tiempo que esta novela relata está cerrado, concluido.

Esta estructura reconoce por lo menos cuatro secciones de mundo y de tiempo: 1. El tiempo y el mundo mítico de los fundadores; 2. El mundo y el tiempo histórico que introduce el Coronel Aureliano Buendía y sus guerras; 3. El tiempo cíclico en la madurez y la muerte de los primeros personajes, y su mundo transmutado por la inserción de Macondo en una realidad vasta; 4. El deterioro de Macondo.

En un comienzo, pensó en titular su novela La casa, pero se decidió por Cien años de soledad para evitar confusiones con la novela La casa grande, publicada en 1954 por su amigo, el escritor Álvaro Cepeda Samudio.

En un comienzo, pensó en titular su novela La casa, pero se decidió por Cien años de soledad para evitar confusiones con la novela La casa grande, publicada en 1954 por su amigo, el escritor Álvaro Cepeda Samudio.

El mundo y el tiempo míticos de la fundación de Macondo anuncian una suerte de búsqueda del paraíso perdido. José Arcadio Buendía, patriarca y fundador, ha emprendido con varias familias un éxodo a través de la selva en busca del mar. Y ha huido por haber matado a un hombre para de paso matar el rumor y su conciencia de culpa. Para matar el rumor de que su mujer, Úrsula, es su prima, por eso ella insiste en no consumar el matrimonio, aterrorizada con concebir un hijo con cola de cerdo como castigo de una relación amorosa signada por el parentesco. Este es el motivo del éxodo.

Llegan a un lugar por así decirlo nuevo. En esta zona primordial la presencia del mundo está configurada arquetípicamente, los objetos imponen sus presencias. José Arcadio descubre que el mundo es tan reciente que muchos objetos aun carecen de nombres asi que para nombrarlos necesita señalarlos con el dedo. Macondo es una especie de Isla.

Sobre aquel tiempo mítico las guerras del Coronel Aureliano Buendía señalan que Macondo ha entrado a formar parte de un tiempo más concreto. El tiempo se hace histórico porque la segunda generación de Macondo asiste a la ampliación de su mundo. En el tiempo mítico el tiempo es una norma.

Pero el tiempo también es cíclico porque el linaje se repite de espejos: las relaciones de parentesco están aquí anudadas por el juego reiterativo de los nombres y también por dos posibilidades de la personalidad. Por un lado los Aurelianos eran retraídos, pero de mente lúcida y por otro, los José Arcadio eran impulsivos y emprendedores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s